Ir más despacio para una visión más clara

Share

Si recuerdan, durante el Pad Yatra de 2009 empecé un “Club de las Tortugas” para un grupo de mis amigos y estudiantes que no podían caminar tan rápido como sus propios equipos, así que los pusimos a todos juntos en lo que bromeando llamamos el “Club de las Tortugas”. Últimamente me di cuenta que me debía nominar a mí mismo presidente del club.

Todos ustedes se deben haber dado cuenta que he estado lento para compartir noticias y fotos. He estado disfrutando las instalaciones lentas. De alguna manera siento que de vez en cuando deberíamos descansar de la vía rápida e ir más despacio para ver lo que nos rodea. Estos días, tanto como he podido, trato de tomar el tren de un lugar a otro. Les debo decir, tomar trenes en India es la mejor experiencia que jamás puedan tener. Aunque el consejo de turismo y la autoridad ferroviaria no me están pagando, les ofrezco mis servicios como un conciudadano indio para animar a todos a usar los trenes en India cada vez que puedan. Esta clase de viajes muy pronto van a ser el recuerdo de ayer. Una vez que el desarrollo rápido se haga cargo, una vez que la gente hacer viajes rápidos, los lentos y ruidosos pero hermosos y sorprendentes trenes que todavía podemos encontrar por toda India van a desaparecer lentamente. En tren podemos experimentar tantas cosas.Podemos ver los distintos pueblos, podemos hablar con la gente que está sentada en otros compartimentos y podemos comprar algunas delicias locales y disfrutarlas si tenemos el estómago fuerte. Los trenes en India son conocidos por tener muchas variedades de comida y té masala caliente. Siempre subo de peso después de un  viaje en tren largo. Si les interesa la práctica, pueden sacar su mala y su texto sagrado para hacer su práctica, ¡a nadie le va a importar lo que estén haciendo!

Me acuerdo cuando era chico que tomaba viajes en el trenecito de juguete en Darjeeling. Eran los momentos dorados de mi vida. Todavía me acuerdo el olor del carbón quemándose, el sonido “chu chu chu” que hacía el tren y la compañía de diferentes clases de personas. Hasta el día de hoy, siento gran interés en ver por ahí en el tren, qué hace la gente, qué comen, de qué hablan, a dónde van…Hay tantas actividades con las que conectarse y hay tantas oportunidades de estar conectado. Mientras que ahora, realmente no nos conectamos con nadie, nos conectamos a través de botones con identidades visuales, que tal vez ni siquiera existan.

No se queden en la computadora por mucho tiempo. Dense tiempo y espacio para conectarse con la naturaleza. La naturaleza externa los acercará a su propia naturaleza. Si seguimos buscando afuera algo, felicidad, paz, amor, suerte, dicha, nunca las encontraremos porque todas están dentro de nosotros. Si no podemos desarrollar o encontrar estas cualidades positivas dentro de nosotros, siempre estaremos afectados por las situaciones externas. Para tener este desarrollo interno, debemos ir más despacio, escuchar más, hablar menos, prestar más atención a nuestra voz interna y poner más atención al presente, en vez de pensar en el futuro y arrepentirnos del pasado. Siempre admiro a mis gurús cuando los veo a la hora de las comidas, están 100% atentos a la comida e incluso si el mundo se cae a pedazos, no les importa en ese momento, están comiendo al 100%, disfrutando y apreciando la comida. Para nosotros, la mayor parte del tiempo, nuestra mente anda por todos lados. Por eso no podemos apreciar la comida, nuestra familia, nuestro trabajo, nuestros amigos, se nos olvida apreciar nuestra propia espiritualidad.

Hoy, la mayor parte de la gente que viene y me ve, me dice que caen exhaustos fácilmente y no pueden descansar en paz. Nuestras mentes son como elefantes salvajes, constantemente hilando pensamientos, ideas, fechas límite una detrás de la otra. Así aunque nuestras actividades físicas no sean tan activas, solamente estamos pensando y dándonos estrés inútil. La mayor parte del tiempo, matamos nuestras propias posibilidades al estar inquietos. Pienso que hasta cierto punto, la inquietud es el opuesto directo de la confianza. Así que me gustaría sugerirles que todos nosotros, yo incluido, debiéramos de tomar siempre algún tiempo para ser tortugas. Tomen el tren y vayan despacio. Dense tiempo a ustedes mismos. Vayan despacio, vamos a tener una visión más clara, vamos a poder ver los detalles de la vida con un sentido de gratitud. Aún si enfrentamos muchas dificultades externas, no nos van a afectar porque podemos apreciar incluso las dificultades o los obstáculos que enfrentamos debido a nuestra comprensión.

¿No están de acuerdo que siempre que vamos más despacio, vemos todo con más claridad? ¡Definitivamente vamos a apreciar mucho más nuestra vida! Sin embargo, voy a volver a escribir cuando encuentre el tiempo.

Share

(C) DPPL-Spanish México 2012

joomla template